Operarios públicos retiran restos de vehículos abandonados cerca del polígono del Tarajal

A nadie le extraña encontrar coches abandonados en algunas partes de la ciudad. Hay ceutíes que adquieren vehículos para desguazarlos y dar otra vida a las piezas en desuso. Esta forma de ganarse la vida a veces puede resultar contraproducente para el medio ambiente si lo automóviles se dejan tirados.

¿De dónde salen estos coches? Aunque algunos pueden haber sido robados, muchos proceden de desguaces ilegales. Desde los oficiales se asegura que en los primeros se pueden comprar vehículos para desmontarlos posteriormente, mientras que en los desguaces legales no se puede comprar más que piezas sueltas. Esto entra dentro el proceso de reutilización de vehículos. Desde los desguaces oficiales aseguran que ni siquiera se puede sacar de sus recintos los chasis.

De hecho, para las prácticas que tienen que realizar algunas formaciones profesionales o los bomberos, los desguaces tienen que completar una documentación especial para poder sacar los automóviles enteros. Por tanto, la procedencia de los autos abandonados por diferentes zonas de la ciudad tienen una procedencia ilícita, por ser vendido al margen de la legalidad o haber sido robado.

En las imágenes se pueden ver operarios públicos retirando estos coches con maquinaria pesada. Se puede apreciar decenas de vehículos amontonados que carecen de retrovisor, cristales, motor, volantes, ruedas o ejes.

Maquinaria retirando vehículos abandonados
Maquinaria retirando vehículos abandonados / Antonio Sempere
Una vez desguazados, los vehículos se abandonan
Una vez desguazados, los vehículos se abandonan / Antonio Sempere

Autor/a: Gabriel Barba

Compartir esta noticia en

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Plan de Eficiencia Energética

¿Ya te has enterado?