OPINIÓN: No somos muletas

Esa formación que en sus siglas se dice obrero, siempre ha engañado a los trabajadores y ha gobernado para la banca.

Cada día que transcurre España como país pierde, el caos de no tener un gobierno estable le está pasando factura al país, sería diferente si España, fuera una Nación con una democracia sólida y con una economía estable. 

La realidad de España no es, ni una ni la otra; todo lo contrario, es el único país donde existe un engendro llamado “acordado” que no es otra cosa que la impunidad y el amiguismo, en pocas palabras, una seudo- democracia, con una clase política vulgar, corrupta hasta la médula, donde lo importante no es que sabes o qué estudiaste, sino, lo importante es: ser hijo de.., nieto de…, amigo del amigo de…, la querida del fulano de… Eso es ser un gobierno dinosáurico, donde lo importante es estar agarrado a la ”ubre”de lo que los trabajadores honradamente pagan, esos trabajadores que se rompen el lomo para mantener a unos politiqueros que no sirven ni para echarlos a las cañerías, bajo riesgo de dañar las tuberías.

Politiqueros, que solo piensan en el que dirá el Ibex antes de decir que estará pensando esa gente trabajadora que con sacrificio llega a fin de mes, mientras esa caterba de inútiles, sólo están pensando en sus propios intereses. Todos dicen y juran querer trabajar o ”sacrificarse”por el bien común, allá quienes a estas alturas de la situación del país crean en el País de Alicia; todo el sistema judicial está amañatado, o si eres hija, esposa, sobrina, primo, tío, querida de…,  en ese caso, la propia fiscalía te proteje, pero, pobre de aquel desgraciado ciudadano de a pie, que no conoce a nadie, por que en ese caso, la fiscalía y la Audiencia Nacional montan un show barato, para decir aqui en este país ”todos”somos iguales ante la ley, claro, todos, son los de a pie. Ya que los ciudadanos de primera clase, ellos se pasan las leyes por el ”arco del triunfo”, sin tener que violar la ley, ya que la misma ley draconiana permite que los potentados tengan ”patente de corso”.

Lo peor es vivir en un espejismo, donde los mercaderes a políticos, hacen creer que España es una democracia dura, sí que es dura para los trabajadores, para los jóvenes y no tanto para los que no encuentran trabajo, y si acaso lo encuentran, no les alcanza para más de tres semanas; y con trabajo, eso sí, una democracia madura, sí que es madura, en la corrupción política, los nexos entre políticos empresarios donde las obras son infladas, pero infladas, como el célebre aeropuerto de Ciudad Real, donde se gastaron millones y hasta el día de hoy, no aterriza ni un mosquito.

Donde los politiqueros baratos sinvergüenzas, presumían que España era el país líder de Europa en renovables, pero lo que nunca anunciaron, es que dentro de cinco años, los españoles, pagarán más por el mismo consumo de energía que los alemanes, franceses e italianos. ¿Qué es eso, un chiste de mal gusto? no, simplemente es la forma y metodología de hacer política a la española. Un país donde la propaganda oficial decía: tenemos las mejores autopistas de Europa y qué?, si tampoco tuvieron la decencia de decirles que sería de las más caras a nivel mundial. 

Es tan grande el descaro, que el camaleón, ese alumno avanzado de Maquiavelo, tiene todo fríamente calculado, ya que cuenta con el respaldo del ala más radical del PP. Mientras, el español de a pie, se cree los embustes de esos fascinerosos, verdaderos cuatreros de saco y corbata,más peligrosos que un ladrón de esquina. Vampiros, sí, esos son chupa sangre, ya que cada vez que quieren suben lo que quieren y, para mantener al pueblo en la boberia le dan la bicoca de dos miserables euros, supuestamente, de aumento. Pero, no todo está perdido, sólo hay que quitar de en medio, a todos esos vividores que se llaman políticos de todos los colores, y enviarlos de voluntarios al Open Arms en el Mediterráneo, que bastante dañaron la economía de los ciudadanos en general.

El gobierno actual dice posicionarse con la izquierda para formar gobierno mientras busca el apoyo de los que pactan con fascistas. Igual es porque Unidas Podemos no le permitiría llevar a cabo políticas que contenten a los bancos, fondos buitres, energéticas; Políticas de derecha. 

En el PSOE no hay valentía política para hacer reformas transformadoras que mejoren la vida de las personas, no hay altura política, no hay una mirada hacia la gente. Sólo hay burócratas, sin afán de servicio público, que llegan al poder para mantener sus privilegios y los de los poderosos.

No está bien utilizar una teórica falsa encaminada a distraer sino directamente a embaucar, cosa que nos cuesta mucho creer por la responsabilidad que deriva de su posición,menos aún cuando estamos intentando hacer las cosas de manera diferente. Va a ser verdad que hay una maldición que dice que el PSOE, cuando se trata de gobernar para las mayorías, siempre engatusa.

No vamos a permitir que el poder nos aplaste y el PSOE nos trate como moneda de cambio. 

Es necesario un gobierno progresista,que gobierne para la gente, que recupere y defienda los derechos sociales,España necesita hacer políticas reales que pongan la vida de las personas en el centro, España necesita que Unidas Podemos esté en el gobierno.

Autor: Nabila Soliman Ali

Compartir esta noticia

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *